MADRID, 18 (SERVIMEDIA)

El presidente de Aena, Maurici Lucena, explicó este viernes en el Foro de la Nueva Economía que «vamos a necesitar una fuerte ola de inversiones» en los aeropuertos a partir de 2026, una vez finalizado el Plan Estratégico 2022-2026 que acaba de presentar el gestor aeroportuario.

De hecho, en este evento organizado por Nueva Economía Fórum en Madrid, Lucena presentó las líneas maestras de este plan, con el que Aena pretende contar con «los aeropuertos más seguros, más eficientes, más sostenibles y más acogedores del mundo» antes de acometer este periodo de fuertes inversiones.

Según el plan, el gestor aeroportuario espera recuperar los niveles de tráfico previos a la pandemia en 2024 (unos 275 millones de pasajeros), antes de lo previsto inicialmente y pronostica que el número de viajeros en su red en España rondará los 300 millones al finalizar el periodo de vigencia del plan.

Esta recuperación del tráfico se trasladará a los accionistas, ya que Aena propondrá a la Junta de Accionistas la vuelta al pago de dividendo con un pay-out durante todo el periodo del Plan Estratégico del 80%, idéntico al que mantuvo hasta el año 2020.

En el ámbito comercial, Aena espera que el ingreso comercial por pasajero se incremente en 2026 al menos un 12% con respecto a 2019, bajo unas hipótesis de inflación que sitúan el pico durante 2022/2023 para converger posteriormente con los objetivos de los bancos centrales, y que los ingresos totales de este negocio se incrementen en más de un 23%.

A este respecto, Lucena destacó que en las recientes adjudicaciones, las Rentas Mínimas Garantizadas (RMGAs) de 2023 son un 13% superiores a las de 2019, mientras que, para 2026, las RMGAs mejoran hasta en un 65%.

También que todo apunta a que estas cifras aumentarán aún más con los resultados de concursos muy relevantes que se pondrán en el mercado durante el Plan Estratégico, como el de las Tiendas Libres de Impuestos, que es el mayor del mundo y para el que se ha diseñado una estrategia que implica más superficie comercial, más competencia y contratos de más larga duración.

Por otro lado, Lucena señaló que gracias al plan «Aena seguirá siendo líder indiscutible en seguridad y eficiencia operativa en su sector». Además, apuntó como un factor significativo en este ámbito será el coste de la energía, que se contendrá a medio plazo con el Plan Fotovoltaico de Aena.

Este proyecto, que implica una inversión de 350 millones de euros para la construcción de plantas solares que autoabastezcan a los aeropuertos, ya dispone de acceso y conexión a la red para un 52% de sus necesidades.

El presidente destacó también los principales objetivos económico-financieros de Aena para este periodo. Uno de ellos será la recuperación del resultado bruto de explotación (Ebitda) consolidado de 2019 entre 2024 y 2025.

En el ámbito internacional, el plan contempla que los activos actuales representarán un 10% del Ebbitda de 2026 y Aena aspira a incorporar otros tantos que representen un 5% adicional. «La aproximación internacional será selectiva», indicó Lucena.

Sobre Brasil, mercado estratégico para Aena en el que se gestionará desde 2023 el 20% del tráfico del país, el gestor aeroportuario seguirá con la ejecución de las inversiones en los aeropuertos del Nordeste e integrará en la red los 11 aeropuertos adjudicados en agosto de 2022.

Otro elemento del plan es el desarrollo de las ciudades aeroportuarias, empezando por la de Barajas, de la que se han adjudicado recientemente las primeras 32 hectáreas para usos logísticos, por aproximadamente 170 millones de euros, con 295 hectáreas adicionales para darle continuidad.

Este proyecto es ya, por tanto, una realidad que se espera trasladar a otros aeropuertos, como el Josep Tarradellas Barcelona-El Prat, donde se prevén los primeros lanzamientos entre 2024 y 2025, o Málaga-Costa del Sol, Sevilla y Valencia, donde se prevén las primeras licitaciones entre 2023 y 2024.