MADRID, 07 (SERVIMEDIA)

Iberia Express ha convocado a todos sus sindicatos de tripulantes de cabina de pasajeros (TCP) desde este mismo miércoles para negociar un nuevo convenio, coincidiendo con el fin de las diez jornadas de huelga impulsadas por USO que terminaron ayer.

Este sindicato acudirá también a la reunión con la exigencia de una subida salarial del 6,5% y esperará a conocer la respuesta de la dirección de la aerolínea antes de plantear nuevas movilizaciones.

«Desde la compañía tendemos públicamente la mano a las secciones sindicales y les convocamos a la mesa de negociación, sin demora, el mismo miércoles 7 de septiembre para retomar las conversaciones de acuerdo a un calendario de negociación y buscar un acuerdo que satisfaga a todas las partes», explicó la aerolínea en un comunicado.

A este respecto, añadió que «el final de los 10 días de paro nos brinda una oportunidad única de apostar por el diálogo directo y constructivo, convencidos de que juntos podemos seguir construyendo la Iberia Express del futuro».

Además, aseguró que «somos muy sensibles a la situación de todos los trabajadores de Iberia Express, también a los de nuestros tripulantes de cabina», por lo que ofrece actualizar las condiciones del I Convenio de Tripulantes de Cabina que se extendió en el tiempo debido al contexto provocado en 2020 por la pandemia.

Según Iberia Express, «estos acuerdos deben asegurar un modelo viable para la aerolínea y el futuro de todos los que la conformamos», aunque advierte de que «no debemos olvidar que venimos de la peor crisis en la historia de la aviación y que la compañía y el sector todavía se encuentran al inicio del proceso de recuperación».